miércoles, 13 de marzo de 2019

Anillo de piedra. La Comella

Anillo de piedra
Naturaleza y creación
La naturaleza es el resultado de los procesos creativos de la materia: se provee de vida siempre que el lecho físico lo permite y su arraigo sea posible. Esta acción la entendemos bien en los arrecifes coralinos, en las aportaciones de la bacteria Emiliana Husleyi
De hecho es un suceso presente, la bacteria Emiliana Husleyi está viva entre nosotros y ha sido una de las causantes de los grandes depósitos calcáreos de la tierra. Ha construido las placas tectónicas que después han formado cadenas montañosas. Es el tipo de micro-alga más abundante en la tierra, pues llega a formar en los océanos manchas de más de 100.000 km cuadrados.


La naturaleza es creación, no puede ser de otra manera, ya que sabemos que cada especie viva tiene sus causas, capacidades de adaptación e interacción con el medio. 
De igual manera pasa con los peces, las hormigas y todos los animales que funcionan en grandes comunidades gregarias. La muerte les llega igual, pero estamos hablando de cómo ellos sortean ese problema y funcionan de manera colectiva.


Sin pensar en las relaciones causales, en los vínculos y las influencias naturales, hice una obra de características similares sobre el tiempo y el espacio. Fue en la playa de Castelldefels el año 1974 y recordaré aquí que éste fue el año que se produjeron en mi los grandes cambios conceptuales, fue la segunda etapa remarcable después del periodo mítico de la niñez. La acción consistía en hacer una raya en la arena de la playa para definir el concepto de tiempo y espacio y observar como el agua de las olas se apoderaba de la acción y de la idea. Previamente, tenía que hacer una parada prolongada donde pensaba, tomaba conciencia del momento, respiraba y permanecía firmemente sujeto al suelo con el palo en la mano. Todo aparecía como un cuadro singular dibujado de esta manera, ¾//¾.


Anillo de piedra centra el proyecto y, aunque es una propuesta humilde, sin ornamentos y con factura despreocupada, es una pieza honrada y señala directamente el problema de la responsabilidad que nos une con la vida. Todo el compromiso humano tiene que ir acompañado de lealtad hacia ella; de lo contrario, seremos un peligro fatal para nosotros mismos. La forma circular presenta el dinamismo de los crecimientos ordenados, con presiones internas y externas que armonizan el orden perfecto. Estas fuerzas están celebradas como óptimas para escenificar el pacto, para formalizar la unión permanente y confiar en el símbolo de lo permanente. Ahora la intención se desprende de la fuerza de los bloques de granito, de su distribución y dimensión: sólo esto es suficiente para dar sentido y avivar la conciencia. Su valor es moral y nos obliga a cumplir sus leyes, ya que son las mismas que rigen nuestra vida: hay que cuidar la tierra. Todo se encarna en el respeto hacia los mecanismos naturales y se activa en el interés por conocer sus misterios.


En el año 1976 hice una visita a la cantera de La Gornal (Tarragona). Hacía varios años que pasaba por allí y veía las montañas de carbonato cálcico al lado de la carretera. Este mineral es de origen orgánico y eso me hablaba de los ciclos de la naturaleza y de cómo los minerales pasan por estados vivos. Aquellas montañas blancas me dejaban afectado y el mineral, ya elaborado, aparecía extraño cuando se hacía polvillo reluciente en el aire. Las tierras blancas son algas microscópicas, diatomeas que viven del sol, se fosilizan y con los siglos se presentan como rocas silíceas. 
Entré en las zonas de extracción y fue una experiencia extraordinaria. Veía los cortes de roca y apreciaba el sistema de trabajo como un proceso creativo. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario